Ventajas de utilizar ERPs en tu negocio

Cuando hablamos de empresas, hablamos de un mundo aparte. Un mundo, capaz de tener tantísimos campos dentro de la misma y tantas variables, que a veces puede ahogar a los mismos creadores de estos universos, a los empresarios. Estos universos requieren un delicado cuidado y una gran dedicación, lo que supone un gran gasto de tiempo. Y todos sabemos lo importante que es el tiempo para las empresas, ¿cierto?

El tiempo es rentabilidad, el tiempo es dinero. Por eso mismo, las mejores empresas deciden apoyarse en softwares ERP.

¿No sabes qué es un ERP?

Un ERP responde a las siglas de “Enterprise Resource Planning”, lo que en español sería algo como “Planificación de Recursos Empresariales”. Básicamente, se puede decir que este tipo de software es un sistema informático de gestión de información para una empresa.

En sí, este tipo de programa es un sistema de gestión y datos, que es único para cada empresa. Esto, se podría considerar como el núcleo de tu empresa, ya que en él puede residir absolutamente toda la información de la empresa.

Dicho así, un ERP puede ser todo lo amplio y vasto que necesites, según como decidas programarlo.

¿De qué me sirve un ERP en mi empresa?

Básicamente, puede encargarse de ayudar a administrar tu empresa, siendo capaz de incluso automatizar procesos. Gracias a esto, tu empresa puede jugar con ventaja con respecto a las que no tengan este tipo de programa, como el software de Geinfor.com. ¿No sabes por qué? Porque, con ayuda de esta herramienta, puedes tener un mayor control de las acciones que realizas y un mayor ahorro de costes, mejorando la eficiencia de tu empresa.

Ventajas de implantar un ERP

Mejora la toma de decisiones

Una de las características de este tipo de software, es el hecho de crear bases de datos. Pero no como las convencionales, sino con más información y de mayor calidad, capaz de mejorar tu proceso de toma de decisiones.

Planificación más precisa sobre el futuro

Cuanta más información, mejores son las previsiones y las estimaciones. Así de simple.

Mínimas duplicidades

Normalmente, si no dispones de un software ERP, los departamentos trabajan de manera independiente. Esto, puede provocar que ciertos datos se registren varias veces, disminuyendo la rentabilidad, ya que se podría haber ahorrado tiempo en registrar esos datos. Sin embargo, con un ERP, esto no sucederá, ya que se adaptará a tu negocio, ayudando a que los departamentos trabajen codo con codo.

Adaptación a tus necesidades

Cada proveedor de ERP, realizará un análisis exhaustivo, para adaptar esta herramienta a tu gusto y a tus necesidades.

Más control

Con esta herramienta, los seguimientos de tus productos se realizarán de manera automatizada y sencilla.

Mejor comunicación

Tal y como se mencionó antes, con esta herramienta los departamentos se ayudarán unos a otros, integrándose entre sí y mejorando la comunicación interna.

Automatización

Todo lo que sea referido a facturas, albaranes y demás tareas repetitivas, se pueden automatizar con un ERP.

Conclusión

Con todas las ventajas anteriores, es innegable destacar, como conclusión de este artículo, el gran aumento de rendimiento que tendrá tu empresa.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies